• Envío Gratis a partir de 80€ en la península Envío Gratis a partir de 80€ en la península
  • ¡Disponible sólo en Internet!
  • -15%

Pago de los Capellanes Reserva

35,38 € 30,07 €

Un "Ribera" excelso, con una nariz compleja que nos permitirá perdernos (fruta madura, cereza, grosella y toques ahumados con fondo de regaliz...). Su paso por boca presenta un gran equilibrio debido a la madurez de sus taninos.

2021-02-01 00:00:00
  • Envío Gratis a partir de 80€ en la península Envío Gratis a partir de 80€ en la península
Cantidad
Añadir a la lista de deseos
En Stock

Pago seguro garantizado

Fundada en el pueblo burgalés de Pedrosa de Duero en 1996, esta bodega familiar es el primer proyecto vinícola de la familia Rodero Villa y fue recientemente elegida una de las 100 mejores bodegas del mundo por la revista Wine & Spirits.

Los suelos de la propiedad están compuestos mayoritariamente por arcilla, grava y arena, aportando a la viña drenaje natural y reservas naturales de hidratación y temperatura, lo que dará pie a vinos aterciopelados con una marcada estructura y mineralidad. Vinos elaborados con la variedad autóctona tempranillo, caracterizada por su gruesa piel, que la protege de las condiciones extremas de la zona y da pie a vinos intensos en lo que a color, estructura y carga tánica se refiere. 

La bodega se sitúa abrazando varios nogales centenarios, formando un claustro en el que nunca se pierde de vista el viñedo. Todas las funciones se desarrollan alrededor de este gran patio; bodega de elaboración, crianza, embotellado y expedición. Completa el conjunto el Edificio Social, concebido como elemento de unión entre las diferentes partes, aparece sin hacer ruido una figura apaisada y pura que enmarca el paisaje propone un recorrido fluido y amable. Este el lugar de bienvenida de todos aquellos que se acercan para formar parte de nuestra historia y de nuestros vinos.

Pago de los Capellanes Reserva es el producto de una selección de parcelas de Tempranilloparcelas más antiguas (80 años) dentro de nuestros viñedos de Pedrosa de Duero. Los suelos son arcilloso-calcáreos y gravas. Tras la fermenentación-maceración, el vino pasa 14 meses de reposo en barricas de roble francés de 300 litros de grano seleccionado.